perroflauta

Artículo escrito por Javier Giral Palasí e incluido en el libro “Contra la Manipulación de la Izquierda”.

  Chesterton dijo: “Cuando se deja de creer en Dios, enseguida se cree en cualquier cosa”. No existe el vacío en la mente humana, pues es un animal religioso que interpreta el mundo a través de un esquema de valores adquiridos previamente, como aprendimos en filosofía no se ve la realidad de forma objetiva, sino que se ve el mundo más lo que su escala de valores le añade encima.

  Una de las claves que a la derecha política se le escapa de su rival, es que la izquierda lleva inscrito en la mente un ideario que en realidad es una actitud religiosa. Recordemos que el viejo marxismo fue entendido por sus partidarios como una religión que sustituía al cristianismo, por ejemplo, los viejos comunistas quitaban el  crucifijo para  poner en  su lugar una imagen de Marx o de Stalin;  en la Revolución Francesa la izquierda jacobina se paseaba por París en procesión no con la figura de la Virgen sino con la diosa de la Razón; y ahora vemos como en algunos ayuntamientos la izquierda se presta a realizar “comuniones y bautizos civiles” en sustitución de los católicos.

  El marxismo fue una “religión atea”, que consiguió calar entre las clases populares del occidente europeo en la medida en que previamente el terreno estaba abonado por siglos de cultura cristiana, pues sus gentes vieron a grosso modo en el marxismo una praxis terrenal del cristianismo, aunque de forma errónea porque la filosofía de Marx no era una herejía atea del cristianismo, aunque millones de comunistas lo asociasen filosóficamente, como después hicieron los partidarios de la teología de la liberación.  Muchos vieron subconscientemente en el marxismo una praxis terrenal de su base cultural cristiana, y aunque se declarasen ateos, lo adoptaron como una nueva religión en sustitución.

  Marx creía, con su análisis científico, haber encontrado la clave del devenir histórico, “la lucha de clases”, que hacía progresar a la humanidad. Si el capitalismo lo había hecho enormemente respecto al feudalismo, el siguiente paso sería el comunismo, la última y feliz etapa de la historia, pues la economía de transición socialista, terminaría superando las contradicciones capitalistas, y produciría una sociedad de superabundancia, en la que se pasaría del mundo de la necesidad al mundo de la libertad, es decir,   al paraíso en la tierra. Para un cristiano el paraíso se hallaba tras la muerte, pero la nueva religión marxista proclamaba a los viejos cristianos que el paraíso se podía construir en la tierra. El marxismo no hablaba de repartir voluntariamente las riquezas propias y caritativamente entre los pobres como el cristianismo, sino de expropiar a sangre y fuego los medios de producción para colectivizarlos; pensaba que una economía socialista, no sujeta a las leyes del mercado sería mucho más productiva. Esa era la teoría, después los resultados han sido desastrosos, ningún país socialista superó en nivel de vida a los capitalistas sino que por el contrario colapsaron dejando un reguero de muerte y de miseria.

contra bien

  La izquierda actual ya no es oficialmente marxista, sin embargo, sigue bebiendo filosóficamente del marxismo, en su inercia y su pensamiento; el viejo marxismo fue sustituido por su actualización a los tiempos: el Marxismo Cultural,  tras la crisis del socialismo real y la caída del bloque soviético. Es la respuesta de la izquierda que tras cada gran fracaso histórico se ha visto obligada a ir mutando para sobrevivir, y mantener un edificio ideológico que siempre ha hecho aguas, y de paso para mantener sus miles de cargos, subvenciones y reputaciones académicas. Así sucedió en los años 60 cuando surgió el “eco-feminismo pacifista” junto a las viejas ideas; y se reinventó aún más con la crisis de 1989, cuando se desmoronó “el socialismo real”, entonces la izquierda debería haber desaparecido  por suponer  el mayor creador  de miseria  y de muerte, con más de 100 millones de asesinados a lo largo de su fracasada historia. Sin embargo ha conseguido mantenerse con salud y con una fuerte presencia social y cultural, gracias al agitprop, es decir, gracias a la agitación y a la propaganda en TVs, universidades, publicaciones, cine, planes de estudio, etc. En España, por ejemplo, ha extendido la idea de que el gobierno del Frente Popular de 1936, apoyado por republicanos golpistas, socialistas marxistas, comunistas stalinistas, nacionalistas racistas y anarquistas terroristas… era un gobierno de demócratas de toda la vida y además de luchadores por la libertad.

    Gracias a su constante agitación y propaganda actualmente la izquierda “progre”, la de lo políticamente correcto, con la influencia de la masonería entre bambalinas, ha impuesto no sólo a sus correligionarios sino a la sociedad entera su “religión atea”, especialmente en España, donde enfrente no hay ningún adversario político dispuesto a dar la batalla de las ideas. Esta nueva religión sectaria, la del pensamiento único, al igual que el viejo marxismo viene a sustituir al cristianismo en el siglo XXI, y se  fundamenta en los siguientes mandamientos:

 -EL HOMOSEXUALISMO, IDEOLOGÍA DE GÉNERO, ABORTO, NUEVAS FORMAS DE FAMILIA, SEXUALISMO ACENTUADO… Es un ataque directo a la institución de la familia cristiana tradicional, base de nuestra sociedad, la relativiza y la sustituye por “nuevas formas de  familia”.    Hay  que destacar también que si la iglesia hizo de la contención sexual su bandera durante siglos, la nueva religión ha encontrado en el agresivo sexualismo la mejor manera de dinamitar la fortaleza del carácter del hombre y la mujer cristianos. Es una manera más sutil que tiene el Marxismo Cultural de vencer al cristianismo, al que antes por la fuerza no lo eliminaron.

-EL ECOLOGISMO CON CAMBIO CLIMÁTICO… Es uno de los nuevos valores que utilizaron para “modernizar” y sostener a la izquierda, cuando entró en grave crisis por el evidente fracaso del marxismo en el bloque comunista del este de Europa. Pertenece al mayo del 68, aunque no adquirió fuerza hasta la crisis de la izquierda en el 89. Al final sirve para que vivan catedráticos, científicos, políticos y ecologistas, que alarman con la  falsedad catastrofista del cambio climático a la población. De hecho observaron que durante décadas el planeta no sufría aumento de la temperatura y le cambiaron el nombre de “calentamiento global” a “cambio climático”, y lo hicieron con la misma velocidad en que aumentaba la capa de ozono y la masa forestal en todo el mundo.

-EL ESTATALISMO… o “lo público”, en la terminología “progre” al uso. Toda la izquierda es adoradora del estado y es poco amiga de las  libertades individuales.  El culmen del estatalismo es el comunismo. Todas las variantes, grados y formulaciones estatalistas son un freno para el desarrollo económico, piense en Andalucía, y cuando su aplicación es exagerada  conduce  directamente  a  la miseria,   piense  en Venezuela. El estatalismo termina sirviendo para que muchos “abogados de los obreros” vivan de los impuestos de los demás. La izquierda estatalista promete en elecciones que son los obreros los que van a vivir de los impuestos de los demás, algo muy útil para conseguir sus votos, pero después los que terminan viviendo plácidamente son los miembros de ese partido estatalista cuando llega al poder; igual pasa con los estatalistas revolucionarios piense en la jerarquía cubana. El estatalismo hunde la economía privada y productiva con su fuerte fiscalidad, pues la riqueza la crean los particulares, no los estados. El estatalismo enferma también a las sociedades, pues las hace entrar en una espiral de dependencia de las migajas estatales y no las pone a trabajar ni a crear.

-EL FEMINISMO INTEGRISTA… Es una ideología que relega al hombre frente a la mujer, convirtiéndolo en un ser de segunda clase, incluso por ley, como las leyes de “género” aprobadas en España, y en las que violando la igualdad recogida en la Constitución existe un tratamiento de segunda clase para el hombre en caso de denuncia de violencia en el hogar, mal llamada de “género”; igual sucede con aquellas políticas de “discriminación positiva”. Como resultado los juzgados se han llenado de denuncias falsas. Este conocido popularmente como el “feminazismo” hace al hombre culpable sólo por serlo, y ensalza a la mujer sólo por serlo. Entre los disparates de las integristas feministas, han llegado a afirmar que “el hombre es una plaga que ha de ser erradicada mediante un aborto masivo”.

-EL MULTICULTURALISMO CON ALIANZA DE CIVILIZACIONES… El multiculturalismo en Occidente actúa de caballo de Troya del islam en nuestras sociedades. Para proteger este principio suelen esconder las cifras de delincuencia de la inmigración, su porcentaje de población reclusa y en general sus consecuencias. A los que se oponen a la llegada de millones de extranjeros a sus casas, les aplican un problema simple de actos de racismo, cuando en realidad es un problema de choque de culturas. La emigración también provoca la disolución de los sentimientos nacionales de los países de acogida. Especialmente preocupante es la llegada de millones de musulmanes a Europa, pues los gili-progres multiculturalistas no han leído el Corán y no se quieren enterar que el islam es una religión de conquista y sometimiento que quiere subyugar a Occidente. La izquierda nunca adapta sus ideas acorde a la realidad, sino que cuando la realidad contradice sus  ideas trata siempre de ocultarla y de disfrazarla.

-EL ANTICLERICALISMO… Aunque la izquierda de ahora, como previamente he comentado, se haga pasar por socialdemócrata, nunca ha abandonado psicológica ni filosóficamente los valores del marxismo, y uno de sus principales valores es el odio a la religión, pero especialmente al cristianismo.  Si  el PSOE quiere quitar la religión en las aulas, después se apresura a poner “Educación para   la   ciudadanía”. Y si   antes  los  comunistas rusos derribaban la catedral ortodoxa de Moscú,   era para construir en su lugar el palacio de los Soviets coronado por una enorme estatua de Lenin, etc. Al cristianismo que es la raíz de nuestra cultura lo apartan con el sacrosanto mandamiento progre  del laicismo, mientras al islam le facilitan su asentamiento en Europa recurriendo al sacrosanto mandamiento progre de la multiculturalidad; con sus leyes acostumbran a atacar a la Iglesia católica, al mismo tiempo que protegen y fomentan al islam, es una actitud suicida pero todo vale contra el cristianismo. Existen diferentes varas de medir porque es al cristianismo al que históricamente odian y al que pretender sustituir por su religión atea y gili-progre.

-EL LAICISMO… Es un desarrollo disfrazado del anticristianismo. Actualmente en la izquierda acostumbran a definirse como “agnósticos”, pero en realidad se trata de los mismos ateos de siempre. En España suelen referirse a que “vivimos en un estado laico” cuando en realidad y por ahora se define como aconfesional, no como laico.

-EL FALSO DEMOCRATISMO… Una gente que es tan sectaria, y que va imponiendo la censura y autocensura con este decálogo de mandamientos de su “religión progre”, no nos puede hacer creer que son unos demócratas tolerantes y respetuosos con las ideas de los demás, porque no lo son. Los demócratas de la izquierda llevan 40 años trabajando en España para anular todos los valores de la derecha, bajo la grave acusación al que se resista de “fascismo”, cuando en realidad son ellos los que aplican su fascismo de imposiciones ideológicas  a una sociedad que hasta ahora parece inerme ante tanta estupidez.

-EL ANTICAPITALISMO BELIGERANTE…  A nivel popular y a nivel de los políticos izquierdistas, suele entenderse el capitalismo como una acumulación de riquezas en unos pocos en detrimento de la mayoría. Hace referencia a la ley marxista de la miseria creciente del proletariado. Aunque toda la teoría marxista se presenta como científica es en realidad una falacia, el capitalismo no hizo a los obreros más pobres sino que les convirtió en clase media en Inglaterra y en Alemania, al contrario de lo que predecía Marx con su “método científico”. La palabra capitalismo bien entendida se refiere a la economía de mercado, la única que ha demostrado funcionar y ha hecho progresar a la humanidad hasta cotas inimaginables; eso no quiere decir que todo en ella sea perfecto, en las perfecciones del paraíso sólo creé el mismo socialismo que después ha convertido a sus países en auténticos infiernos.

  La izquierda no socialdemócrata, sigue odiando a la economía de mercado sin que todavía haya encontrado una alternativa  que  funcione,      más  allá  de  la  verborrea  ya probada y fracasada del socialismo marxista. Pero realmente a los partidos antisistema no les interesa tanto el que ya haya fracasado su utopía en el pasado,  como el método tradicional de agitación y propaganda para alcanzar el poder utilizando la simpleza de su discurso populista sobre el reparto de  las riquezas entre los ingenuos que están dispuestos a seguirles, especialmente en época de crisis capitalista. Está estudiado que los socialistas antisistema, adoradores del estado que ha de corregir todas las imperfecciones de la vida,  surgen con fuerza en las crisis cíclicas del capitalismo y en las que sufren un gran desempleo, como históricamente sucedió con el socialista Hitler; el socialista Lenin, por su parte aprovechó los estragos de la guerra mundial para hacer su revolución.

-LA REVOLUCIÓN CON LUCHA DE CLASES.  Un buen revolucionario “progre” ha de ser un rebelde constante, incluso contra el champú y la higiene personal… pero hasta ocupar un cargo y cobrar cómodamente del estado, ya sea en forma de subvención, liberación sindical o cargo de concejal, así sucedió con los líderes del mayo del 68 francés. Hasta hace poco el rebelde de izquierdas proclamaba su contra-cultura para derribar el armazón ideológico conservador de la superestructura capitalista, sin embargo actualmente ya no se refieren a la contracultura, porque en realidad hoy en día se ha impuesto su cultura, la de los valores de la “progresía” internacional. En realidad, hoy en día ser un rebelde, es oponerse a esta escala de valores.

-EL PACIFISMO CON ANTIMILITARISMO… Al igual que el ecologismo, el pacifismo  es uno de  los  nuevos  valores  de la  regenerada izquierda en los 60 y fue potenciado  ante la crisis de los 90. La izquierda utiliza el principio pacifista a su conveniencia,  pues a la vez que se opusieron a la guerra de Vietnam,   han abrazado todo tipode guerras, guerrillas, bandas terroristas y revoluciones, si eran “en nombre del proletariado”, al igual que han abrazado las peores dictaduras totalitarias. Actualmente en España se acuerdan cada día de Franco que lleva 40 años muerto, y después felicitan efusivamente al 90 cumpleaños del camarada Fidel Castro. El pacifismo está tradicionalmente ligado al “antiamericanismo”, pues el “imperialismo capitalista” de los EE.UU ha sido el ogro de la izquierda antisistema. Además la primera potencia de la economía de mercado era históricamente el enemigo de la “patria del proletariado”, es decir, de la desaparecida URSS a la que venció ante su propio colapso.

-EL ANTIFRANQUISMO RETROSPECTIVO… No se puede ser antifascista sino hay fascista. Y muerto el caudillo, sus detractores se multiplican como las setas, y a Franco sus actuales “enemigos” lo conservan más vivo que nunca, pues en vida del generalísimo los que luchaban contra el franquismo eran cuatro y el que tocaba la pandereta, pues la mayoría de la población estaba satisfecha con haber salido de la miseria. Ahora la izquierda trata de ganar una guerra que perdió hace 80 años, con lo que mejor sabe hacer, con la manipulación histórica y la propaganda.  El actual antifranquismo les es útil porque produce réditos políticos de todo tipo, y coartadas ideológicas tanto a la izquierda como al separatismo, además de subvenciones, y de servir para acomplejar al adversario con determinados clichés.

-LA SOLIDARIDAD… La idea de solidaridad de la izquierda es un principio que viene a sustituir al de la caridad cristiana. La izquierda confunde la caridad, un acto voluntario con aquel que lo necesita, con la expropiación y el gravamen impositivo forzoso, sea de forma pacífica o no, pues se cree legitimada por el mesianismo de su “religión atea” a quedarse con el esfuerzo individual de los demás y mal gestionarlo con la burocracia estatal.

-EL IGUALITARISMO… La izquierda siempre consigue igualar pero hacia abajo, en la pobreza; y puesta a repartir, sólo reparte miseria, pues desconoce cómo hacer funcionar a la economía de mercado para crear riqueza. La izquierda quiere tanto a los pobres que los crea por millones. Y no sólo iguala en la pobreza, también en las malas formas y la mala educación. En su mundo irreal ve a iguales a quien obviamente no lo son, y no tienen las mismas capacidades y méritos. Finalmente el mundo de la izquierda termina en que “todos son iguales,    pero unos más iguales que otros” que decía Orwell, porque los cuadros del partido acaban llenos de privilegios y viviendo muy por encima de sus trabajadores, como ocurrió con la burocracia soviética tan denunciada por Trotsky, lo que le costó la vida. Por ejemplo en la URSS, los centros comerciales tenían dos entradas,   una  para  los  miembros destacados del partido que podían comprar productos importados del capitalismo, y otra entrada para los trabajadores que compraban las manufacturas de mala calidad socialista.

-EL ANIMALISMO… Tal vez sea el principio más benévolo de la actual “religión progre”, pues los animales no merecen ningún maltrato. Toda religión ha de cubrirse de elementos de buenismo. Pero no es aceptable cuando se usa como coartada para atacar a la fiesta nacional, porque sabemos que a estos numerosos apátridas renegados que padecemos les molesta todo cuanto suene a España. Y contrasta que las mismas personas que se escandalizan por el sufrimiento animal, después no tengan la misma sensibilidad con la vida humana de millones de bebés abortados cada año.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: